Últimas noticias

Feria de Artesanía

Próxima edición

Orhipean 2017

25(noche) y 26 de agosto del 2017.

¡Os esperamos!

¡Síguenos!

facebook logo1     
 
            

Patrocinadores

logo

GN

caixaRural

Ayunta

 

Lavanderas

 

dsc_0157Otro punto de reunión era el río. Si las aguas del Anduña o del Zatoia hablaran…, cuantas disputas habrían presenciado:   “que si tú me has quitado el sitio… que tú me manchas la ropa…que me falta alguna prenda…”

Uno de los trabajos más duros y sacrificados para aquellas mujeres que, según cuentan, muchas veces tenían que romper el hielo para poder lavar.

Se utilizaban diferentes zonas del río por diferentes  pasos y así se repartían para más comodidad y proximidad a su casa. Cada una llevaba el canasto de ropa, el cajón para arrodillarse y el jabón, también hecho en casa.


No había lejía y se limpiaba, sobretodo la ropa blanca, con ceniza.  Se remojaba la ropa en el río y se volvía a casa. Se colocaba bien en la “COMPORTA” (recipiente de metal grande y alto con un desagüe en la parte inferior) se cubría con un paño en el que se ponía  la ceniza y se le echaba agua bien caliente. Se dejaba un rato a remojo y vuelta al río a aclarar. Si el tiempo era bueno se tendía en los “ollagares” de los campos cercanos.

pict0227

 BLANQUEANDO LA ROPA

<<<<Anterior                                 Siguiente>>>>

                                                                                          

vertbilinguenolegend